¿Qué diferencia hay entre traducción automática y manual?

Hacer disponible una web en varios idiomas aporta muchas ventajas, especialmente a la hora de captar clientes a nivel internacional.
Junto con la creación de páginas web se puede agregar un servicio de traducción, disponible en dos diferentes modalidades: conocer sus diferencias es fundamental para la empresa que ha decidido implementarlo en su web u otro canal compatible.

 

Traducción automática

La traducción automática implica la redacción de los textos de la web solo en un idioma: en la página se coloca un botón para que un motor de traducción automática (facilitado por un proveedor externo) presente el texto en otros idiomas. El motor lee el texto disponible y lo muestra traducido en el idioma que el usuario ha seleccionado de entre los disponibles.

VENTAJAS

  • No requiere acciones por parte de la empresa
  • Sin mantenimiento por cambios en el texto original
  • Detección automática del idioma del visitante

DESVENTAJAS

  • Traducciones no siempre exactas

 

Traducción manual

En esta modalidad, la empresa prepara el texto traducido en los idiomas de su elección antes de encargar la creación de su web. Al tratarse de una traducción manual, el texto siempre es más exacto y fiel al original. Si la empresa no cuenta con personal cualificado para traducir los textos a los idiomas deseados, deberá encargar el trabajo a una empresa externa.

VENTAJAS

  • Traducciones exactas
  • Detección automática del idioma del visitante

DESVENTAJAS

  • La empresa debe traducir manualmente todos los textos por cada idioma deseado
  • Implica mantenimiento si hay cambios en el texto original